Facebook Twitter Youtube
España debuta en la cuarta ciudad de Francia

Toulouse, Stadium Municipal

Escrito por Joaquín Anduro

Viernes, 29 Abril 2016 21:16
Reportar vídeo Reportar


Dentro de la región de Mediodía-Pirineos encontramos una de las ciudades que albergará partidos de la Eurocopa 2016 de Francia: Toulouse, la sede más cercana a España.

Precisamente la ‘Ville Rose’, como se le conoce a la ciudad gala, albergará el debut de la selección española el 13 de junio, contra la República Checa. El partido entre checos y españoles será el primero en Toulouse de los 4 programados para esta Eurocopa.

Después jugarán Italia y Suecia el 17 de junio en el segundo partido del Grupo E, y Rusia y Gales el día 20 en el Grupo B. El 26 de junio a las 21.00h. se jugará el único partido en la capital de los Pirineos de la ronda final. El primero del Grupo F y el segundo E se medirán en la primera ronda de octavos de final de la historia de las Eurocopas.

Toulouse es la cuarta ciudad por tamaño de Francia, tras París, Marsella y Lyon. Su área urbana, que sobrepasa el millón de habitantes, es la única de entre las grandes urbes francesas que está creciendo en cuanto a población, debido a que la ciudad es la capital europea de la aeronáutica y las industrias espaciales.

La ciudad fue fundada por los romanos a su llegada en el año 107 antes de Cristo, aunque desde seis siglos antes ya existían asentamientos. Poco monumento ha quedado de esa época, en la actualidad su símbolo más visitado es el edificio Capitole, que acoge el ayuntamiento de Toulouse, o Tolosa, como también se le conoce en español.

La mayor comunidad, junto a Montpellier, de españoles en Francia después de la Guerra Civil se asentó en esta ciudad, que en la actualidad cuenta con casi medio millón de habitantes censados. Tantos eran que se le denominó la ‘quinta provincia catalana’. Después de los españoles, también se produjo una llegada masiva de ‘pied-noirs’, los franceses residentes en Argelia que abandonaron el país magrebí tras su independencia en 1962.

En una ciudad tan cosmopolita como Toulouse, el deporte es otro de los grandes activos. No en vano, un diario tan prestigioso como ‘L’Equipe’ la catalogó como la ciudad más deportista de Francia. En ella compiten por dominar el Toulouse Football Club y el Stade Toulousain, uno de los mejores clubes de rugby del mundo.

El Toulousain domina la Liga de su país, considerada la mejor del mundo con 19 entorchados y el panorama europeo. Sus 4 copas de Europa de rugby, conseguidas en 1996 (primera edición), 2003, 2005 y 2010 superan las 3 del Leinster y el Toulon, para dejar como el club más laureado de Europa al equipo que juega sus partidos en el Ernest-Wallon.

Sin embargo, el equipo de fútbol ha conseguido labrarse un puesto entre los clásicos de la liga gala. Desde 2003, los malvas juegan en la máxima categoría francesa, logrando su mejor resultado histórico en 2007, cuando finalizó tercero en la Ligue 1. Sólo el Liverpool, posterior subcampeón, consiguió eliminarles en la última ronda antes de la fase de grupos.

La mayor gesta europea del equipo se consiguió en los años 80, cuando eliminaron en la Copa de la UEFA al Nápoles de Maradona. Por aquella época, Jacques Santini, quien sería seleccionador galo, era el técnico del Toulouse. Los campeones del mundo Fabien Barthez y Vincent Candela, o los también jugadores de la selección francesa Gignac, Sissoko o Capoué han pasado por el equipo. El exportero del Manchester United es el embajador de la sede de la Eurocopa.

El Stade de Toulouse fue inaugurado en 1937 de cara al Mundial que se disputó en Francia el año siguiente. Allí acogió 4 encuentros por puro azar, ya que a los dos programados (Cuba-Rumanía y Brasil-Checoslovaquia) se les unieron los respectivos partidos de desempate, en una época en la que aún no existían prórrogas.

Sesenta años después, el fútbol internacional volvió a Toulouse con el Mundial 98. Hasta seis encuentros se disputaron allí durante el torneo, entre ellos la victoria de Paraguay ante Nigeria que eliminó a España, la sorpresa de Rumanía ante Inglaterra o el postrero tanto de Edgar Davids en la victoria de Holanda sobre Yugoslavia en octavos de final.

También se han vivido partidos importantes del club de rugby de la ciudad, y encuentros de los Mundiales de este deporte disputados en Francia, en 1999 y 2007.

Hasta 37.000 espectadores puede acoger el estadio, y esperemos que todos estos apoyos sean suficientes para ver una victoria de España el día 13 ante la República Checa.

Capital europea de la industria aeroespacial

Uno de los motivos por los que la ciudad está aumentando su población en los últimos años.

CLICK PARA COMENTAR

 

 
El Desmarque