Facebook Twitter Youtube
Slutski ha devuelto la alegría que faltaba con Capello

Prueba para Rusia antes de 'su' Mundial

Escrito por EFE / Ignacio Ortega

Miércoles, 01 Junio 2016 12:37
Reportar vídeo Reportar


Rusia destituyó al italiano Fabio Capello y en menos de un año enderezó el rumbo del equipo, que tenía muy difícil clasificarse para la Eurocopa, y recuperó la alegría bajo las órdenes de Leonid Slutski, un técnico local.

"Nuestro norte son las semifinales de la Eurocopa 2008", dijo Vitali Mutkó, ministro de Deportes y presidente de la Unión de Fútbol de Rusia.

Parece que ha pasado una eternidad desde que la selección rusa eliminara a Holanda en los cuartos de final de la Eurocopa disputada en Austria y Suiza y se plantara sorprendentemente en semifinales, donde cayó ante España (0-3).

Arshavin, la gran estrella de ese equipo, es historia, al igual que Pavlyuchenko, pero un técnico ruso, Leonid Slutski, ha logrado devolver la ilusión a los aficionados.

Campeón de liga con el CSKA, Slutski ha liberado a los futbolistas, que estaban atenazados por el exceso de disciplina impuesto por el centurión Capello.

El italiano clasificó brillantemente a los eslavos para el Mundial 2014, dejando en la cuneta a la Portugal de Cristiano Ronaldo, pero desde entonces todo fue cuesta abajo.

En Brasil los rusos no lograron ninguna victoria, por vez primera en la historia, incluido la URSS, y la clasificación para Francia estuvo llena de incidentes extrafutbolísticos debido al impago del salario del italiano y sus ayudantes.

Esto afectó al rendimiento de los futbolistas y enrareció el ambiente en el vestuario hasta que Capello se fue y Slutski apeló al orgullo de los suyos para lograr el billete para la Eurocopa.

Cuatro victorias seguidas, incluida una sobre la Suecia de Ibrahimovic, obró el milagro y ahora los rusos viajan a Francia llenos de confianza y sin ningún complejo, ya que nadie daba un duro por ellos hasta hace poco.

Slutski, un entrenador muy alejado de la escuela soviética, ha optado por un esquema mucho más ofensivo que el de Capello, aunque no ha introducido cambios radicales en la convocatoria.

Tres futbolistas del CSKA que disputaron la Eurocopa en 2008 son los puntales en la defensa: Akinféev en la portería e Ignashévich y Vasili Berezutsky en el centro.

Tras la baja del veterano y fino Zhirkov por una lesión en el tendón de Aquiles, Rusia tiene unos laterales poco incisivos, aunque no renuncian a sumarse al ataque, especialmente Smólnikov (Zenit).

El fijo en el medio centro es el polivalente Glushakov (Spartak Moscú), mientras Shátov (Zenit) es un jugador mucho más creativo y del que dependerá mucho el ataque, especialmente tras la baja de Dzagóev.

La lesión de última hora del jugador que marcó el gol en la última jornada que dio el título al CSKA es un problema para Slutski, ya que su calidad mezclado con su olfato de gol son insustituibles.

Quizás por eso fue convocado el veterano Shirókov, pese a su pésima temporada, en la que incluso fue suplente en el equipo moscovita, ya que es un futbolista que puede marcar diferencias, aunque difícilmente aguantará los 90 minutos.

La delantera es donde los rusos han sorprendido en los últimos meses con una troika con gran futuro, aunque 'el niño bonito' de Capello, Kokorin, ha bajado mucho su nivel desde la renuncia del italiano.

Dzyuba, el héroe del partido ante Suecia, ha mejorado muchísimo tanto en la selección como en el Zenit, donde formó un peligrosísima dupla con el brasileño Hulk y marcó quince goles.

Con todo, el mejor jugador de la temporada en Rusia con diferencia fue Smólov, máximo goleador con 20 goles en una treintena de partidos, algo que no ocurría desde 1998.

Por méritos, Smólov debería salir de inicio junto a Dzyuba, pero Kokorin se adapta mucho mejor a las bandas, por lo que parte con ventaja.

La única nota disonante ha sido la convocatoria de última hora del hasta hace poco defensa alemán, Román Neustadter (Schalke), que nació en la Unión Soviética y que fue llamado pese a no tener aún pasaporte ruso, lo que no ha sentado bien a la prensa y a algunos jugadores.

Rusia, que se ha concentrado en Suiza, debutará ante Inglaterra y después se enfrentará a Eslovaquia y la Gales de Bale, con los que probablemente se disputará el segundo puesto del grupo.

Once tipo: Akinféev; Kombárov, Ignashévich, V.Berezutsky, Smólnikov; Glushakov, Shátov, Mamáev o Shirókov, Samédov, Kokorin o Smólov; y Dzyuba.

CLICK PARA COMENTAR
Artículos Relacionados

Noticias Recomendadas

 

 
El Desmarque